miércoles, 21 de mayo de 2008

Desiciones


Volvía pensante de Barrio Parque, su tarde era rara, una cierta melancolía se apoderó de sus pensamientos y la transportó al pasado. Su memoria lastimaba su presente. Evocaba a su niñez, los juegos por la tarde, los carnavales y lo bien que la pasaba. Anduvo distraída, suspirando y añorando volver a ser una niña, hasta que llegó a la estación de trenes. Permaneció sentada hasta que el tren llegó. Una vez dentro, fijó su mirada en una leyenda que estaba escrita en el respaldo del asiento de adelante. Una mujer con un bebé en brazos la distrajo, le pidió algunas monedas, pero prefirió ignorarla. Regresó a sus recuerdos, recordó cuando su perro rompió la zapatilla de su tía. Esa mañana conoció: las marcas que dejaba el cinto sobre la piel, que su tía aspiraba un polvo blanco y que significaba decidir.Después de la paliza tenía que desaparecer al cachorro, sino quería experimentar de nuevo, la locura de su tutora. Llorando alzó al animal y se lo llevó a un campo cercano. Durante todo el trecho, sufría y se lamentaba lo sucedido. No tenía valor para dejarlo y olvidarlo, lo había visto nacer y era una de sus razones para olvidar la tristeza. Llegada al descampado, meditó un buen tiempo qué hacer. Podía irse con él y vivir en la calle, esconderlo en su casa, dárselo a un amigo para que lo cuide, pero tal vez éste se adueñara del perro y nunca lo devolviera. No sabía que decisión tomar. Lo miraba con amor, un amor que ella desconocía, lo acarició, miró al cielo y tomó aire, y entre sollozos se fue sola. A partir de allí, su corazón quedó vacío, sin consuelo.Un vendedor irrumpe en su soledad, ella le pregunta en qué estación está, apresurada cruza todo el tumulto y baja. De su campera saca un atado de cigarrillos, se sienta en el cordón de la vereda y empieza a fumar. No sólo exhalaba humo, sino también tranquilidad. Su vida cambió. Decidir abandonar a su bebé, eliminaba sus presiones. Estaba segura que lo dejó en manos de gente bien, que nada le faltaría. Sabía que ella había cambiado su suerte. Se metía en la cabeza que no era una inconciente como su madre, quien la abandonó en lo de su tía, la cual a reglas de maltratos la crió.El cigarrillo se consumía y sus recuerdos también. La vida desde hace mucho le había enseñado que las primeras veces siempre cuestan y que es necesario saber desprenderse en el momento justo. En su marcha olvidaba a su bebé y serena regresaba a Villa Futuro, donde alguna clienta la esperaría con ansías para que le practique un aborto.

43 comentarios:

espejo dijo...

sentida mi mirada y resentidas mis manos por el uso delmetal, aplaudo el texto en general y el especial de sus descripciones.
un abrazo señorita eli...
pase cuando quiera

gonza dijo...

que situacion complicada....a veces hay que estar en ñapiel de esa persona para sentir y pensar realmente lo mismo que ellos


saludos!

GABU dijo...

A veces pienso que quien a carecido de afecto jamás logrará la capacidad de poder darlo a otro...
¡Pero no es así!
El amor también se aprende y nos aprehende...
Es como un camino que comienza desde uno y en medio del trayecto se nos suma otro...

P.D.:Y aunque aquel perro no tuviera el mismo lenguaje que ella para poder entenderse,la nobleza sincera de su afecto hizo que ella supiera el significado de esa palabra,porque el amor no discrimina géneros,no existe sólo entre hombres y mujeres,porque con el tiempo entendemos a fuerza de golpes que un "animal" es mucho más demostrativo y agradecido que cualquier persona...

Confieso que prefiero evitar las últimas palabras de tu relato porque una punzada me parte el pecho de dolor!

TE DEJO MIS ENORRRRNES BESAZOS
Y si que se te extrañaba,eh? ;)

Enredada dijo...

Realmente me mataste con este post...
Esta historia que se repite en miles mujeres, todos los días.
Que por distintas razones deciden, que esto "es lo mejor".
Nada justifica la muerte, NADA.
No se que decir... solo que es triste y terrible esta historia...
mil besos amiga

CecydeCecy dijo...

solo puedo decir que me ha superado este texto..
Excelente. me voy con una sensación tan rara, entre la tristeza y el asombro.
saludos

kukilin dijo...

¡HUF! ¡Que post tan fuerte!
Pero como siempre de excelente prosa y mejor relato.
Eli, querida amiga, he quedado consternada.
Besitos preciosa♥♥♥

carlota dijo...

Qué historia tan triste, pero de que manera nos vas introduciendo en ella, de forma mágica. Es verdad, el apego no sirve más que para sufrir... un abrazo.

Chúcaro dijo...

Que fuerte....
Gracias, muy bueno

Chúcaro

Gala y Dolar dijo...

Pufff,estremecedor,todas las palabras sobran,ojala no fueran asi las cosas.

nicor dijo...

Está redactado de una manera muy cálida.

Pablo dijo...

muy bien escrito. Diferente a la sensualidad de Piernas
Doloroso pero muy bien escrito
me ha gustado mucho lo que cuentas y la forma en que lo cuentas. He sentido erl dolor del abandono y de las reglas incomprensibles

muy bien
muy bien

CalidaSirena dijo...

Has descrito una historia muy real, vivida por muchas mujeres, con sentimientos, miedos e inquietudes, que se ven en un momento al límite de sus fuerzas...
La muerte es cierto que no lo justifica nada, pero no podemos hablar a la ligera, si las situaciones no las hemos vivido en carne y hueso y saber verdaderamente lo que se siente...Yo en mi conciencia ahora mismo sé que nunca abortaría, pero nunca se sabe, si fuese realmente el caso y depende de las circunstancias de mi vida, como reaccionaría en el momento...Es duro lo que has descrito..
Besitos muy llenos de cariño.
Tu post me ha encantado!!

Bohemia dijo...

Un bello escrito, debemos estar en la piel de los otros...

bss

Mar y Sol(a veces tenue y otras no) dijo...

No se, me dejó pensando este post tan duro pero real lamentablemente. Hay contrastes de actitudes y posturas y mucho sentimiento...mucho
Muy bueno. Eso.
Un abrazo!

anais dijo...

Hay un tango que dice

"La histoira vuelve a repetirse"

Natasha dijo...

....con este relato me dejaste el corazón de luto y una sensación real de que soy yo quien lentamente se está muriendo... uuuff

mis respetos querida Eli y muchas gracias por tu visita, siempre serás bienvenida


Te mando besos cariñosos de la hija de la noche

Diego F. dijo...

Qué fuerte, cómo pega el relato. Lo peor es que es un reflejo de una parte que no queremos ver, de algo que nos es transparente.. invisible. Me gusta mucho cómo narrás Elipse, en serio.
Un abrazo.

Javier dijo...

Esta historia es muy triste y se repite en el día a día, una cruda realidad.

Besos

tan versátil como acústica dijo...

fue angustiante.

Yahuan dijo...

qué triste, y no porque dé tristeza, sino porque en sí es triste que se viva en un recuerdo, que se tenga conciencia moral de un recuerdo, que se sienta pena por un recuerdo, que se sienta todo por un recuerdo y que se via en el presente sin vivir.

Catalina Zentner dijo...

La realidad es presencia en este escrito, Elipse, bien conocidas son las consecuencias del maltrato y el abandono, tú has captado la interioridad de un ser desplazado y doliente.

Roky Rokoon dijo...

si claro, ya estoy de vuelta
tremendo post, como siempre

besos y buen finde

nicor dijo...

Hola, gracias por tus comentarios acerca de mis teorías.
Fuiste un poquito dura, pero todo bien.
Gracias, y repito: "que redacción cálida para una historia heavy"

IndeLeble dijo...

Mi querida Elipse, que dura es la vida para algunos y que difícil estar en los zapatos de otro, que bien lo contaste y tiene esa cotideaneidad de todos los días...La infancia nos marca a todos de diferentes maneras y a algunos peores que a otros.
Bueno sin mas palabras, como dice Enredada , me mataste también.
Que bien escribís!!No es la primera vez que me asombras y termino rápido, devoro estos mini-relatos reales.
Muchos besos!!!!! Pasaste por mi rincón y me llenaste de hermosas palabras y coincidencias ideológicas , que sería "la masa sin cantera..."no Eli?

Ana Ortiz dijo...

Una historia verdaderamente cruda. La entiendo, y entiendo a esa pequeña que se hizo mujer. Alguna vez tb mi verdadera madre me dio a los q hoy son mis padres y tuve una vida feliz.
No tengo deseos de busqueda. me quedo con esta vida. Gracias a su decisión hoy puedo pensar que hay magia.
Has logrado pintar con belleza una realidad que es de todos los días.
Te dejo un beso grande.

El Peruano Dorado dijo...

Mortal!!... Me hiciste pelota.Un beso.

Patricio

Beatrix dijo...

Ya es una buena costumbre tuya escribir bien, bueno me lance de nuevo y hay algo en retazosporleer, lo hice hace un mes creo pero lo condené a ser borrador hasta hoy.. espero tus valiosos comentarios.

.gpb dijo...

genial..me encanto la descripcion.
saludos, estamos en contacto!!

Verónica Rodriguez dijo...

Hola, Elipse!!
Pasate un ratito por mi blog que hay un regalito para vos!
Cariños

SOL dijo...

hola Eli, me ha dejado impactada tu escrito, personalmente se lo que se siente al perder un ser querido, he visto el sufrimiento de una madre al perder a su hijo y creo que tu relato, aunque carese de la pasión y la lujiria de "piernas", tiene un "no se que" distinto y que es capaz de hacer revivir en los lectores un sentimiento de culpa reprimida y pana demostrada en sus palabras... eso es un poder que no todas las personas que saben escribir son capaces de provovar. Te felicito por ello, me encantaría que leyeras mi historia y a ver si hacemos algo jntas con ella algun día.
Besos de SoL
Ps. Pasa por mis Blog y encontraras mi historia.

Pablo dijo...

no te quedes tanto tiempo men ese post tan triste

Parafraseando mi alma dijo...

Lagrimas de metal cayendo de una mujer, querer la vida y no poder...

Me vino esa letra de una cancion a la mente...

Fuerte, real, admirable como siempre mi querida ELIPSE.
Besos

microcuentos dijo...

"Su memoria lastimaba su presente..."

atemorizantemente cierto...

saludos

Microcuentos

Natasha dijo...

Te dejo un saludo con un abrazo lleno de cariño Eli, vine a releerte sólo que, disculpa que venga y mi paso sea veloz pero la inercia me sigue los pasos en estos días. jeje Pasa cuando quieras amiga mía, ya sabes que se te aprecia y siempre serás bienvenida

Besines de la hija de la noche

Milvecesdebo dijo...

TRES TALONES DE AQUILES PARA MI
Cosas que suceden a cada minuto y se que hago mal, pero prefiero no pensar porque la impotencia me paraliza.
Mil cariños

ItoCuaz dijo...

Aqui ando, como siempre... es un relato estremecedor, el final es bueno, pero puede ser mejor; como si se te hubiera acabado el espacio de la hoja, como si le hubieras tenido temor a tres puntos finales. Sí, golpea y tira tu final... pero debemos aprender a patear al lector, aún cuando ya lo hayamos tirado. Claro, todo en sentido figurado.

Un fuerte abrazo

Novia de América dijo...

Hermoso, ELIP. Hermoso. Tiene mucho que ver con una parte de la peli que vi el jueves.. Si no la viste, hacelo (si podés).

Cachibache dijo...

Es difícil..las desiciones que todos tomamos son diferentes.. y a veces no podemos juzgarlas a causa de eso...en lo que sí podemos estar de acuerdo todos es en que las primeras vcecs cuestan y que es necesario saber desprenderse en el momento justo...
Elemental.
Gracias por el texto! Hace pensar..y a veces revivir...
Chau!

Almita dijo...

se me puso la recontra piel de gallina, esa magia que tenes al escribir y describir de transportarme de la magia a la tristeza en cuesion de segundos, en palabras tras palabra, y eso definitivamente me gusta... hoy no pense en contenido, hoy pense en la calidad de lo que escribiste.. hoy no quiero ponerme triste,.... pero estoy convos, sabelo!

El Peruano Dorado dijo...

Elipse. El Peruano Dorado te invita a pasar por su Blog para retirar un premio que merecidamente te ganaste. FELICITACIONES!!!

Patricio

Ana Ortiz dijo...

Elipse, cómo estás? Por qué caminos has estado viajando?

Mar y Sol(a veces tenue y otras no) dijo...

Buenas...por aquí vine pero no la encontré aunque sí los escritos bellos
Un abrazo y se la extraña.

Blogger dijo...

VaporFi is the best electronic cigarettes provider out there.